Carrito

Altas dosis de ácidos grasos Omega-3 en deportistas pueden reducir el daño muscular inducido por el ejercicio

Entrenar intensamente significa crear daño muscular. Este daño causa inflamación. Tener altos niveles de inflamación suele contrarrestar algunos efectos positivos del ejercicio como la sensibilidad  a la insulina y otros beneficios metabólicos. Si la inflamación se mantiene elevada hay mayor molestia muscular y menor reparación de tejidos.

La causa más extrema es el “dolor muscular de inicio retardado”, que puede tardar varios días (si no más) para que la inflamación se resuelva. El aumento de la ingesta de ácidos grasos Omega-3 en deportistas no sólo disminuirá el impacto de “dolor muscular de inicio retardado”, sino que también aumentará la resolución de cualquier daño existente, de modo que los tiempos de recuperación disminuyen significativamente.

Veamos como impacta el Omega 3 en deportistas

1. Reducción de la molestia muscular

Los ácidos grasos Omega 3 aumentan el flujo de sangre a los músculos durante el ejercicio, reduciendo los problemas musculares en un 35% junto con la hinchazón y aumentando el rango de movimiento después del daño causado por el ejercicio.

2.Combustión de grasa y pérdida más lenta de masa muscular

Diversos estudios han mostrado que aumentar los niveles de Omega 3 mejora la sensibilidad a la insulina, lo que optimiza la quema de grasa en los músculos e inhibe el almacenamiento de ésta.  Se ha observado en trabajos emergentes que los Omega 3 pueden regular el crecimiento muscular y ayudar durante períodos prolongados de descanso, disminuyendo la pérdida de músculo y hueso (algo especialmente útil para los atletas durante los recesos del entrenamiento).

3. Aumento de la fuerza muscular y el rendimiento

Los ácidos grasos Omega 3 ejercen influencia importante en la función muscular, ayudando a mejorar la fuerza, el rendimiento físico, la capacidad funcional y reduciendo los tiempos de recuperación muscular.

4. Mejor funcionamiento cardio-respiratorio

Estudios han mostrado que altas dosis de Omega 3  (3,2 gramos de EPA + DHA) tiene efectos positivos en el desempeño deportivo bajando el ritmo cardíaco y el consumo de oxígeno en todo el cuerpo, incluyendo el corazón.

Adicionalmente, dosis más altas (3,2 g de EPA + 2,0 g de DHA) mejoran la función pulmonar y la capacidad respiratoria.

5. Aumenta el estado antioxidante

Los ácidos grasos Omega-3 también pueden actuar como factores de transcripción de genes para aumentar los niveles de enzimas anti-oxidantes en la sangre y los músculos. Estas enzimas antioxidantes son excepcionalmente potentes para extinguir el exceso de formación de radicales libres causada durante el ejercicio intenso.

6. Aumenta la producción de síntesis de proteínas musculares

Cualquier tipo de entrenamiento deportivo  intenso causará daño a las proteínas musculares. Su tiempo de recuperación se basa en el tiempo para reparar el daño y sintetizar nueva proteína muscular. Se ha demostrado que los ácidos grasos Omega-3 pueden aumentar esta tasa de síntesis de proteínas musculares y así reducir los tiempos de recuperación.

7. Mejora del estado de ánimo y agiliza tiempos de reacción

Se ha demostrado que los ácidos grasos Omega-3 permiten mejorar tanto el estado psicológico como los patrones cambiantes de onda cerebral asociado con menos agitación y mayor calma. Además, han mostrado servir en funciones cognitivas complejas mejorando la toma de decisiones y la eficiencia del tiempo de reacción en los atletas.

Las claves en el consumo de Omega 3 en los deportistas

Podemos ver que los beneficios del Omega 3 en los deportistas conlleva beneficios significativos en su rendimiento deportivo, desde el flujo sanguíneo para suministrar más oxígeno, reducir la inflamación inducida por un entrenamiento intenso, disminuir los tiempos de recuperación y finalmente mejorar el estado de ánimo. Esto funciona solo si se consumen niveles adecuados de ácidos grasos Omega-3 que en los casos de un atleta de elite puede superar los 4 gramos diarios de EPA y DHA por día para obtener estos beneficios en su  rendimiento.

Estos altos niveles de EPA y DHA requeridos, obligan a mirar con detención el Omega 3 que se está consumiendo, de lo contrario se puede estar complementando la dieta con un Omega 3 que tendrá  bajo impacto o en algunos casos, un Omega 3 que puede resultar dañino para la salud.

Para obtener los beneficios y estar tranquilos que estamos consumiendo un suplemento de aceite de pescado de máxima calidad, seguro para el consumo humano y que tendrá el impacto buscado, debemos tener presente estas 4 claves a la hora de elegir un Omega 3:

Alta Pureza:   todos los aceites de pescado están contaminados con toxinas como el mercurio, PCB y otros, debido a que los peces están contaminados con las mismas toxinas.  Por lo tanto, para que sea adecuado para el consumo, debe estar sometido a un proceso de  destilado y refinado molecularmente para obtener un aceite libre de mercurio y metales pesados. La única manera de garantizar la pureza es con certificación independiente que lo acredite. IFOS (International Fish Oil Standards) es el certificador de aceite de Omega 3  más importante en el mundo. 

Concentración de EPA y DHA: ácidos graso esenciales que son los ácidos con beneficio para la salud.   Un Omega 3 con bajos niveles de concentración, tiene mínima efectividad.   Hay que asegurarse siempre de consumir un suplemento con 60% de concentración.

Fuente de origen: el Omega 3 se puede encontrar en una variedad de productos diferentes por lo tanto conocer el origen de lo que se esta consumiendo es central.  La principal fuente de EPA y DHA se encuentra en los pescados grasos y dada la actual contaminación de los mares, obliga a estar muy bien informado sobre el tipo de pescado que da origen al aceite de pescado y también la región de captura.

La Oxidación: los aceites de pescado, especialmente los ricos en EPA y DHA, pueden oxidarse rápidamente. Cuando se oxidan, huelen y esto es rancidez. La forma estándar para determinar la rancidez de cualquier comestible se llama TOTOX (oxidación total). Si el TOTOX si está por encima de un cierto nivel, entonces el aceite se considera inadecuado para el consumo humano. Por lo tanto se debe conocer el nivel de TOTOX de un suplemento Omega 3.

Omega UP UltraPure es el único suplemento Omega 3 en Chile con certificación de pureza, concentración, oxidación y fuente de origen.

Omega UP UltraPure es un poderoso suplemento Omega 3 para llevar el rendimiento deportivo  a un nivel mucho más alto, ya que es un producto de la máxima concentración de EPA y DHA, de la máxima pureza, libre de metales pesados y contaminantes, con una elaboración que asegura los más altos estándares de calidad, todo certificado por IFOS  (International Fish Oil Standards) y certificación de fuente de origen ORIVO que verifica el origen único del aceite Omega 3 proveniente 100% de anchoveta del Pacífico Sur, un pescado graso con altas dosis de EPA y DHA de pesca sustentable. 

Omega 3 UP UltraPure recibe la máxima puntuación otorgada por IFOS, cinco estrellas; correspondiendo cada estrella a su concentración de EPA y DHA por cápsula, a sus índices de pureza (niveles de dioxinas y furanos, PCB y bifenilos, metales pesados) y estabilidad a través de su nivel de oxidación.

Lleva tu rendimiento deportivo  a un nivel mucho más alto con Omega UP UltraPure